LA DISEÑADORA

Maria Fernanda Zawadzky

Cristales y perlas. Trabajo fino, lleno de detalles. Hilos de paciencia, precisión y cuidado. Accesorios y moda. Ella es María Fernanda Zawadzky, colombiana, diseñadora. Detallista.

La inspiración le llega de todas partes. Una época de la historia, un viaje, una buena lectura, los mismos insumos. Nunca hay límites, siempre hay una reinterpretación.  Estudió Diseño de Modas en Medellín y ejerció durante diez años en una importante empresa nacional. Los complementos eran su gusto y encontró en ellos la mejor manera de expresar lo que sentía, por eso hizo un alto y volvió a la academia. Estudió joyería para conocer materiales, aprender técnicas, y entender términos. Se formó para diseñar, para dar el siguiente paso.

En 2011 nace Zawadzky, una marca que lleva su apellido porque el proceso creativo es tan personal, que el resultado final siempre habla de la creadora, refleja su gusto y un profundo amor por lo manual. En sus palabras, como en sus piezas, hay pasión, creatividad, energía y visión. Esa misma perspectiva la ha llevado por un camino que le ha entregado grandes satisfacciones.

 

EL PROCESO

El proceso Maria Fernanda Zawadzky

El alambre, bañado en oro o en plata, es el lienzo. Las manos, el pincel. Manos de artesanos empíricos que se han unido al sueño Zawadzky a lo largo de los años. Son artistas, parte fundamental del equipo.

La primera fase del proceso creativo que María lidera es muy íntima. Dibujos, trazos, bocetos…basta dejar volar la imaginación. Luego viene la muestra y la asignación de tareas, según las habilidades. Los ha aprendido a conocer. Están los que tejen en alambre, los joyeros, los que funden piezas, los que troquelan, los que bordan y los que ensamblan. Hombres y mujeres cabeza de familia que trabajan horas sobre una misma pieza y hacen que todo sea posible. Zawadzky son muchas manos, una empresa 100% colombiana que habla de lo artesanal, el lujo y la exquisitez en el mismo nivel.

 

LA MARCA ZAWADZKY

Zawadzky Brides / Novias

En nuestros showroom todo brilla. Tienen un toque de magia. Sobre las mesas hay tocados, peinetas, cinturones, ligas. A veces también brazaletes, aretas y anillos.  Hacemos lo que el mercado nos va pidiendo, en pequeñas colecciones cápsula. Todo a la vista para que puedas apreciarlo.

En el fondo una silla y un espejo iluminado invitan a sentarse, a medirse cuantas piezas quieras hasta encontrar la indicada. No importa si eres una novia, o si estás buscando el complemento para una fiesta. Si eres clásica, conservadora o un poco más arriesgada. Para todos los estilos tenemos una pieza, porque diseñamos para una mujer multifacética, que valora los detalles, el trabajo y la dedicación que le ponemos a la elaboración de cada joya. Porque son, de verdad, joyas.

Somos una marca que tiene alma y corazón, y queremos ofrecerte más que un producto: un concepto completo. Escuchamos tus peticiones y hacemos todo lo posible por hacer realidad tus sueños a través de la creación de un accesorio único, a tu medida.

Franchesca, Bianca, Brunette, Valeria. Nuestras piezas tienen nombre propio. Queremos que las recuerdes fácilmente y que aprendas a usarlas. Para inspirarte y encontrar más información de uso, basta con que escribas numeral antes de cada nombre (hashtag) en nuestras redes y te enamores de la tuya.

 

NOVIAS

Creemos que el mejor complemento del gran día es la sonrisa, sin embargo, un accesorio Zawadzky puede ayudar a que esta sea aún más grande. Acá lo más importante es que te sientas como una reina, tan segura y tan linda que eso es lo que vas a transmitir. Los tocados le dan tanta personalidad al look final, que no tenemos que darte una justificación para llevarlos: simplemente nos encantan y queremos que complementen el vestido, no compitan con el.

Creemos que el matrimonio es amor puro y verdadero, igual que esta marca, y ese amor se tiene que replicar. Nuestras piezas reciben muchas bendiciones, y eso nos hace felices. Nos encantan las novias que llegan con muchas dudas, las que tienen un estilo definido porque la búsqueda es más difícil y nos gustan los retos. Las novias que se dejan peinar, se miden muchas piezas, se van y después vuelven. Las que llegan con la mamá, con la mejor amiga y hasta con el novio, aunque a veces no lo entendamos. Nos gustan las novias como tú, y queremos atenderte.